¿Más “borregos” que antes?

El 3 de marzo de 2010 asisto en Barcelona a la Jornada de AECEM FECEMD sobre “Coolhunting y Web 2.0”.

La dirige Víctor Gil, autor del libro “Coolhunting: El arte y la ciencia de descubrir tendencias”.
Manada de ovejas
Uno de los asistentes interviene y plantea que, antes de la penetración de Facebook y de otras redes sociales, “éramos como borregos” que seguíamos lo que decían las Marcas. Ahora podemos dar nuestra opinión y conocer lo que dicen otros usuarios…

El ponente de la jornada, Víctor Gil, responde planteando una pregunta: “¿No seremos ahora más borregos que antes?”

En su interesante exposición, Víctor Gil nos había hablado de las “habilidades” que proporciona el “Coolhunting” para anticipar tendencias y explicó, muy visualmente, la diferenciación entre NOVEDAD, TENDENCIA y MODA.

Ante la cuestión de si “ahora seremos o no más borregos”, hizo algunas interesantes reflexiones.

Decía Víctor Gil que los medios de comunicación tradicionales, al ser “tendenciosos”, consiguieron que las redes sociales subieran en credibilidad.

Antes, los medios de comunicación, la familia, la Iglesia…, que ahora están en plena crisis, nos daban “referencias”.

Ahora lo que seguimos en las redes sociales es lo que dicen “los demás”, la “muchedumbre”, sostenía Víctor Gil.

Pero lo que dicen “los demás” -afirmaba Gil- no es más creíble y, de hecho, la confianza en esas opiniones, está empezando a cambiar en el perfil más avanzado de usuarios de Internet.

Hay desconfianza en los blogs porque, se sabe que, algunos, reciben “contraprestaciones”. Y ciertas recomendaciones que pueden seguirse en las redes, generan dudas porque también están condicionadas.

Esto hacer que, los que antes desconfiaban de las marcas, vuelven atrás.

Comentaba Víctor Gil que el fenómeno de las redes sociales “tampoco se puede afirmar que haya llegado para quedarse definitivamente”.

Empieza a haber gente que se siente controlada por el “grupo” y, como pasa en la vida de los pueblos, que todos se enteran de todo, resulta oprimente.

Hay personas que se están dando de baja de su red. Algunas Webs ayudan a hacerlo…

Del individualismo hemos pasado a la sociabilidad y el “buen rollo” de las redes sociales, para algunos, ya no es apetecible.

¿Serán esos los que empiezan a sentirse “borregos”?

También te puede interesar

1 comentario

  1. No creo que sean un problema de las Redes Sociales, querido Juanjo. Ya Erich Fromm veía el siguiente riesgo afirmando algo así como que el S XIX se caracterizó por la muerte de Dios; el SXX por la muerte del Hombre. Esta muerte del hombre, que creo vamos arrastrando viene fundamentalmente por la obsesión de ‘cosificarnos’: darnos un valor en el mercado (seguidores, ‘amigos’, puesto…) exclusivamente por parámetros ajenos a la persona en sí, todo un cúmulo de parámetros externos que nos convierten en un objeto más con un precio (o valor) determinado, concreto y cuantificable. así que esta ‘borreguez’ que comentas, creo que está ligada directamente a esta ‘enfermedad social’ mas profunda que los medios de comunicación, redes etc.. mi reflexión, pues es: sintamos nuestra individualidad, nuestro valor de lo que somos (no de lo que tenemos)…pese a las redes sociales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *